domingo, 21 de agosto de 2011

III.- "esa otra realidad".l Maribel Cerezuela


- Sus personajes: el intento del hombre por pasar a esa "realidad otra" no la hace Cortázar con superhombres sino con hombres en los que su grandeza consiste precisamente en buscar, trabajar, conseguir eso sin darse cuenta, sin conciencia de ser superhombre ni a nivel intelectual ni a nivel humano.

Cortázar ha sabido captar la intuición, la capacidad de apertura de la gente sencilla, no culta ni sabia, del pueblo, libre de otros esquemas, del engolamiento burgués, que le facilitan esa espontaneidad en el crear y en el inventar.

Las posturas pueriles, de niño, de los personajes ante las situaciones en las que hay que decidir resultan chocantes para el lector serio, lógico. Pero en contrapartida tienen esa porosidad del niño, raíz de su literatura, el móvil en el niño es el juego siempre. La apertura, el volver a arriesgar, a esperar son también posturas de niño que resalta en sus novelas.

-      El juego: Actitud lúdica ante situaciones límite, críticas, ante ese desfondamiento, en que al hombre le quedan pocos recursos. Nace de una actitud de bipolaridad, de no absolutizar nada.

-      Impone en sus novelas el humor, la falta de solemnidad, de engolamiento que ahogan lo espontáneo. Este mismo recurso empleado en momentos difíciles confunde al lector, le implica en la novela viéndose culpable.

-      Lo fantástico: Es como una indicación súbita al margen del racionalismo, de que existen mecanismos válidos, vigentes, que nuestro cerebro no capta pero que a veces irrumpen y se dejan sentir. Puede ocurrir en cualquier momento, y lo mismo no se repite más. Se percibe por la vía intuitiva, no racional. “Así lo entiende Cortázar. Como un sistema de leyes exteriores al nuestro y que con cierta permeabilidad se puede sentir y vivir y que la llaman algunos simple azar”.

-      Pero él era normal de niño y después de aceptar lo fantástico como lo histórico de lleno, era en él normal esa suspensión de la credulidad que le hacía ver lo fantástico como viable verdaderamente. También trata el tema del doble, el animal, el tiempo, el pasaje, que nos llevaría mucho explicar su significado.

El mismo modo de proponer la lectura de la novela es ya una manera de subvertir la comunicación normal. Escoge el medio que va mejor para el mensaje, la invitación que hace al lector: emprender él también sus búsquedas, inventar también  él su sentido, proponiendo una lectura a su gusto haciéndose cómplice también el lector en la suerte de los personajes mediante una serie de capítulos no prescindibles y otros prescindibles.


¿Qué elementos utiliza Cortázar en sus novelas para crear "esa otra realidad"
Julio Cortázar
 

LO MÁS VISTO