lunes, 22 de abril de 2013

a.- Revista n.1, año I Agosto 2000 (pág. 1-3)

El poema no es poema si no es leído
Gloria Fuertes
 
LOS COMIENZOS. A MODO DE PRÓLOGO SIN MIEDO A LAS CRÍTICAS. 
 
Un día, un grupo de amigos, en una noche de tertulia en el canal de http://www.aered.org, llamado #lataberna_andaluza, decidimos unificar esfuerzos y crear una página web que recogiera nuestras vivencias,  sentimientos,  alegrías, recuerdos; Expresados  en forma de dialogo o de relato, cuento o poema, ensayo o crítica,  para disfrute de todos cuantos lo quisieran leer, a la vez que  invitábamos a todos a participar de ese encuentro continuando los relatos o participando con otros nuevos de creación propia. 


La primera idea era que estuvieran presentes “todos los Andaluces del Mundo Mundial”, que diría Manolito Gafotas, y así unificar sentimientos  y conocimientos.

 
Pero la red es inmensa, todo lo hace posible, sin lugar a dudas , Internet se ha convertido en muy poco tiempo en el medio más rápido, económico y eficaz para publicar y darse a conocer,  de ahí que tuviéramos que extender los brazos a otras colaboraciones que nos llegaban desde distintos puntos de España y del Extranjero, como, por ejemplo, las ciudades de Madrid, Bilbao. Perú, Argentina, Colombia, Chile......

 
En sucesivos números todos nuestros amigos verán publicadas sus obras para deleite de todos nosotros. 



Así fue como nació LA VOZ DE LA COMETA,  tu voz en Internet.
¿Por qué este nombre y no otro cualquiera? . Bueno,  en esto tengo toda la culpa. Cuando era chica me gustaba jugar con una cometa de caña y trapo de colorines atada a una cuerda que mi padre me había hecho. Era feliz y todo lo que rodeaba a mi infancia lo recuerdo lleno de humanidad, belleza y felicidad. Qué mejor que empezar contando aquellas vivencias que se recuerdan como más felices, que te llenan más, o te han trazado la vida para siempre, LA INFANCIA. 



Nuestro amigo, y entusiasta, Fernando Rebollo se puso manos a la obra lanzando un correo electrónico a todos los integrantes de la lista de Andalucía Comunidad Virtual para que participaran mandándonos todas sus creaciones. 

Poco a poco se fue llenando nuestro buzón con las colaboraciones de PILAR VINYET, que debido a la extensión de su magnífica obra, ocupará preferentemente el segundo volumen de esta edición. Un adelanto de sus bellos poemas, es éste que a continuación ponemos. 
 
PILAR VINYET,  Viajes por Andalucía”.  TARDE LARGA

Descansa en la tarde larga
ya se cumplió tu andadura
el crujir de tu espinazo
el jadear de tu pecho
el adiós de tus ansias.

Poeta deseado tu vivirás
tus poesías me abrazan
alimentan mi pensamiento
 moviendo mis labios
en cada tarde larga.

Hace ya un largo invierno
se perdió mi tímida pisada
en el Puerto dejé en la arena
laberinto, cañas, versos y
entre marismas mi huella marcada.

Sólo el viento ahora suena
riego los geranios del silencio
amarro barcas estropeadas
perfumo lejanías soñadas
en la certeza que te tengo.

...en esta tarde larga...
...en esta larga tarde...

Como ella, compañeros de la talla de LOLA SORIA,  MANOLO MANZANO,  JULIA CORRALES,  ALBERTO ORTUÑO,  ANGEL SIMON,  RICARDO VILLEGAS,  MERCEDES VIEIRA,  ANTONIO GUERRERO, JUAN JOSÉ RUIZ PLAZA,  CLAUDIO SILLERO,  PEDRO  BRAVO, FRANCISCO CAÑABATE RECHE,   y por supuesto,  la más intensa y profunda colaboración con FERNANDO REBOLLO, que en este primer volumen tiene situación de preferencia por saber como nadie acercarse a nuestras raigambres,  sentires, de las Alpujarras que parece que hubiese estado viviendo toda su vida en Almería.  Sorprende, enamoran sus escritos, y desde aquí le animamos a seguir en esta andadura que le es tan propia. 

La Naturaleza se funde en un abrazo único rompiéndose las barreras entre Huelva y Almería,  Cádiz o Málaga... Toda Andalucía,  todo el Mundo, seguirán una tendencia con unos rasgos comunes, una obra emprendedora y única que esperamos nunca cese.

 
¿Por qué decidimos llevarla a la imprenta?.  Hay infinidad de respuestas, pero sólo unas pocas nos convencen más... Es la imposibilidad, que tienen algunos sectores de la población, de una vida estable, fuerte económicamente hablando, así como la imposibilidad por ahora de tener conexión a Internet. 



Otro motivo, y ya no cuento ninguno más, es simplemente “egoísmo”. Sí. Esa necesidad de tocar el papel, sentir el olor a recién impreso,  acariciar sus lomos, o tocar sus hojas,..  Para todos aquellos “viciosos” de la lectura empedernida, acostumbrados nuestros ojos a leer tanto tiempo sobre papel couché que no  nos basta verlo en la red,.. Queremos más. 
Un abrazo desde este lado de la mar, hoy revuelta por éstos, siempre eternos, vientos del Sahara.

LO MÁS VISTO